Las “Segundas” de la Historia V

Billie Jean King

Intro

Billie Jean es una de las pocas jugadoras que han trascendido a su deporte, y tal vez, sea uno de los íconos mundiales del género femenino en las luchas por la igualdad de sexos.

Con un tesón sin igual, a veces hasta de manera bizarra con la “Batalla de los Sexos”, o con contradicciones propias de cualquier ser humano, King es una leyenda viva, y como se debe hacer, los homenajes se le han hecho en vida: un estadio en la sede del US Open, la Fed Cup ha cambiado su nombre para conmemorar logros (la ganó 7 veces, más que nadie y fue capitana otros 3) que solo por lo que hizo adentro o fuera de la cancha, le valdrían ese honor.

Su trayectoria siempre estuvo ligada al tenis, y hasta se podría decir, a esta altura, que es un sinónimo. Tal vez sus títulos no fueron tan dominantes como otras, porque ella jugaba todo, single, doble damas, mixtos, y ganó, y mucho, tal vez no para ser “la” jugadora, pero más que suficiente para ser “la” tenista

Inicios

Billie Jean Moffit (luego de casada adoptó el King de su marido) nació en California en 1943, y desde chica jugó al sóftbol pero a los 11 años sus padres le insinuaron que buscara un deporte más “de señoritas”, y con sus ahorros se compró una raqueta de 8 U$.

Billie Jean Moffit, la primera desde la izquierda, con sus shorts y remera (circa 1955)

Comenzó a jugar en las canchas públicas de Long Beach (uno de esos centros lleva ahora su nombre) y también tomaba clases. Pronto su estilo agresivo floreció y dio resultados, pero también aparecieron sus primeros conflictos con el establishment del tenis: en un torneo en el que ganó a los 12 años, la sacaron de la foto grupal porque usaba unos shorts hechos por su madre, en lugar de pollera.

Siguió jugando pero también estudiando. Terminó la secundaria e hizo tres años en la California State University, hasta que en 1964 abandonó para dedicarse a su carrera, y al año siguiente, se casó con Larry King (no el periodista). Es probable que esto hiciera que no fuera tan precoz su dominio del ranking como con otras jugadoras. Recién en sus veinte años logró reconocimiento mundial, y como ejemplo, en 1967, con 23 años, jugó por primera vez Roland Garros.

Su carrera

Desde 1964, cuando se dedicó full time, hasta 1979 cuando se retiró, y para resumir, podemos decir que ganó 39 Grand Slams: 12 en singles (6 Wimbledon), 16 en dobles y 11 en mixtos. Tiene el “Career Grand Slam” (haber ganado en su carrera los 4 grandes) en singles (solo hay cinco mujeres que lo han logrado), en dobles damas y en mixtos, solo le faltó el Australian Open. De hecho, es la única que en Wimbledon y en el US Open, ha ganado las tres modalidades en el mismo año durante la Era Abierta.

Su juego siempre fue agresivo

En toda su dilatada trayectoria de 20 años, con 129 títulos, ganó casi 2 millones de dólares. Su rival en individuales y dobles durante la década del 60, fue la dominadora absoluta de ese tiempo, la inefable australiana Margaret Court. King aprovechó cuando su archirrival se casó y se embarazó, luego en los 70 prevaleció, hasta que otras rivales, como Chris Evert y Martina Navratilova aparecían, pero ella siguió siendo protagonista. Tuvo varias operaciones en las rodillas que la alejaron de las canchas, pero siempre volvió, muchas veces mejor

Su lucha por los derechos de las mujeres

“En Europa tratan a los tenistas como artistas, la Reina va a verte a Wimbledon. Acá, luego que se enteran que ganaste el Abierto Británico y Forest Hills, te dicen: Qué bueno, y de qué trabajás?”

BJK

El activismo de King comenzó, o se inspiró, probablemente en las agitadas aulas universitarias de California. En 1967, comenzó a criticar a la USLTA (en ese momento la United States Lawn Tennis Association, posteriormente le sacaron el “Lawn”, porque ya no se usaba el césped) por sus prácticas de pagar “por debajo de la mesa” a las figuras, para que participaran en los mejores torneos. Todavía faltaba un año para que comenzara la era profesional o Abierta.

El relato en audio de la epopeya de 9 mujeres contra el sistema que no quería pagarles

Pero cuando empezó, sus protestas viraron para que las mujeres tuvieran iguales derechos, o, por lo menos, proporcionales que los tenistas profesionales hombres. Con su esposo idearon un grupo de nueve tenistas, las “Original 9”, que jugarían un circuito por dinero. Pero que, simbólicamente, firmaban un compromiso de jugar por un premio de un dólar!

Su auspiciante fue una marca de cigarrillos, Virgina Slims. En 1972, en el US Open, habiendo salido campeona, ganó 15.000 U, y en la conferencia de prensa avisó que no jugaría el año siguiente si el premio no era igual al masculino. Desde 1973, los premios en el Abierto de EEUU son iguales para hombres y mujeres. Para que se den una idea de lo conservador que es el ambiente del tenis, Australia en el 2001, Roland Garros en el 2006 y, como no podía ser de otra manera, último Wimbledon en el 2007, igualaron el “prize money”

Pero en esos primeros años, la tarea de King fue incansable, titánica. Había otro circuito y el suyo parecía que era para las “que jugaban solo si hay plata” y el otro, “para las verdaderas tenistas, que aman al deporte”. Pero King sabía y defendió a todas, sin distinciones, que todas querían ganar dinero haciendo lo que amaban

En 1973 se fundó la WTA (Women Tennis Association) y Billie fue elegida presidenta. En 1974 fundó la Women´s Sports Federation y también el World Team Tennis, un certamen con franquicias para ciudades que contrataran tenistas para representarlos.

En el 2009 le entregaron la Medalla Presidencial de la Libertad, y en el 2017, la Medalla de Oro del Congreso por “redefinir el papel de la mujer y el deporte y la cultura en Estados Unidos”

La Batalla de los Sexos

“Si no hubiera ganado, podría haber arruinado el circuito femenino y afectado la estima de todas las mujeres”

“Ganarle a un tipo de 55 años no me atemorizó, pero exponerme a tanta gente que no jugaba al tenis, sí”

BJK 40 años después del partido

BJK entrando en un palanquín llevado por “esclavos”

“Las mujeres me gustan en el dormitorio y en la cocina. Creo que la mejor manera de manejar a las mujeres es mantenerlas embarazadas y descalzas. De esta manera, no se preocupan por salir al mundo de los hombres, competir y obtener el mismo dinero y todo eso. Se quedan en su lugar y ayudan a sus hombres. El hombre es el rey, el hombre es supremo”.

Bobby Riggs en una entrevista con Johnny Carson, con su habitual provocación

Riggs en un carro llevado por sus “bossom budies”

El partido de la “Batalla de los Sexos”, en 1973, contra Bobby Riggs fue probablemente la eclosión de Billie como defensora de los derechos de las mujeres a ser consideradas igual que los hombres.

Su lucha había comenzado antes, pero esa fue su exposición a nivel global. No solo ganó, sino que le dio una visibilidad única.

La promoción era aceptada por ambos como parte del juego

El partido había sido precedido por varios desafíos por parte del bocón de Riggs, en ese momento de 55 años, ex campeón de Wimbledon en 1947, quien proclamaba que él le podía ganar a cualquiera de las mejores damas, y que por eso, los veteranos deberían ganar más dinero que ella. De hecho, ofrecía 5.000 U$ a quien le ganara, y llamó muchas veces a BJK, quien lo rechazó

El partido tuvo una audiencia asombrosa para un solo match: más de 30.000 personas en el estadio y casi 100 millones en todo el mundo por la TV

Jugador y apostador, con un juego de contragolpes, y astuto en la provocación y en sacar de partido a los rivales, Riggs, en una primera versión del match, destrozó a Margaret Court por 6/2 6/1. Eso bastó para que King aceptara un nuevo reto para hacer venganza

Y tuvo un marco espectacular: lo vieron en vivo casi 31 mil personas, y casi 50 millones por TV en vivo en EEUU, y 90 más en 37 países. Para la época, fue colosal, y el triunfo de King por 6/4 6/3 y 6/3, significó un empujón anímico y comercial grandioso para todas las mujeres. Además de 100 mil dólares que eran el premio para el ganador

La puesta en escena era una provocación más kitsch que otra: ella entró en un palanquín con plumas rosas como si fuera Cleopatra, llevado por cuatro musculosos disfrazados de esclavos, y él en un carro, arrastrado por modelos pulposas y rodeado de gordos con remeras que reivindicaban el machismo y la cerveza…

Curiosidades

Afiche de promoción por los premios Golden Globe para “Battle of Sex”

El film sobre el partido que la catapultó a la fama mundial, tuvo nominaciones para los “Globos de Oro”, el premio de los críticos de cine de EEUU (parece broma, no?) tanto para el actor, Steve Carell, como para la actriz, Emma Stone

lEl presentador del partido fue el campeón mundial de los pesos pesados del momento, George Foreman, y entre los asistentes estaba, por ejemplo, Salvador Dalí

BJK tuvo amoríos y posteriormente una demanda por bienes, de parte de su secretaria, que la acusó de una vida en común. Luego de su divorcio, Billie admitió su homosexualidad, pero el juicio le costó 2 millones de dólares, y tuvo que seguir jugando profesionalmente para pagar las cuentas

La raqueta que usó BJK en el partido de la “Batalla de los Sexos” fue subastada en 2017 por 125 mil dólares. El vestido que usó, diseñado por el modisto del tenis Ted Tinling, está exhibido en el Museo de la Historia de EEUU

Este año, en el US Open, por las medidas estrictas por el Covid 19 que limitan el acceso a jugadores, sus entrenadores y seguridad le tuvieron que negar la entrada al Centro Nacional de Tenis, que lleva su nombre!!

“Todos piensan que las mujeres deberíamos estar emocionadas cuando recibimos migajas, y yo quiero que las mujeres tengan el pastel, el glaseado y la cereza también”, dijo luego de que en un torneo en Italia le pagaron 600 dólares, mientras que el campeón masculino recibió 3.500.

En 2014, junto a su esposa y ex tenista Ileana Kloss, creó la «Iniciativa de Liderazgo de Billie Jean King (BJKLI)» para abogar por la equidad de género y la inclusión de las mujeres en el ámbito laboral

El 5 y 6 de febrero del 2021, se jugará en el Buenos Aires Lawn Tennis, el encuentro entre Argentina y Kazajstán, por la Billie Jean King Cup, la anteriormente conocida como Fed Cup

Conclusión

“Todos nos apoyamos en los hombros de los que vinieron antes que nosotros y tenemos la oportunidad de compartir nuestras vidas y experiencias, para dar nuestra visión del futuro. Cada uno de nosotros es un influencer para el resto de deportistas”

BJK

BJK con 77 años es un ícono de las luchas de la mujer y sigue trabajando por el tenis

Es imposible en una saga como esta abarcar aunque sea un fragmento de la vida de casi nadie, y menos de leyendas como las que hemos visto.

Pero en el caso de BJK esto es una tarea condenada al fracaso de cualquier intento de síntesis que quepa aquí.

Solo eso bastaría como homenaje, pero como algo quiero decir a modo de conclusión de estas historias, no hay nada mejor que una campeona como esta, porque nos permite ver hasta dónde la voluntad de una persona, más el talento, puede cambiar literalmente un mundo

Quizás, una vez que la cantidad de títulos abrume, los récords caigan y surjan nuevas figuras disruptivas, solo quede como testimonio el camino que alguien, alguna vez, con unos shorts cosidos por su mamá y una raqueta de 8 dólares, comenzó a abrir..

https://www.clarin.com/177401bf-7b31-4890-8f95-fc939f49c67c

Trailer de la película “La Batalla de los Sexos”

https://www.ted.com/talks/billie_jean_king_this_tennis_icon_paved_the_way_for_women_in_sports/transcript?embed=true&language=es#t-83349

Charla TED de BJK

Final de Wimbledon contra Margaret Court en 1967

Entrenador de tenis y pádel. Consultor deportivo en Gestión, Marketing y Comunicación de Deportes de Raqueta. Periodista e Investigador. Ex profesional

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store